Campo Diario – Las lluvias aportaron tranquilidad a los cultivos y restan sembrar pocas hectáreas